1 . Armar un altar es un proceso creativo, por lo tanto animate a jugar y a seguir la intuición. ¡Hazlo propio!

2 . Busca un espacio en tu casa con dirección ESTE, en lo posible. 
Ubica ahí tu altar Corazón de Madera. Lo ideal es que no se coloquen los objetos directamente en el suelo ya que convertiremos a ese rincón en un espacio sagrado y queremos darle un valor y cuidado.


3 . Selecciona los objetos que pondrás en aquella superficie. Lo recomendable es que el altar contenga los 5 elementos (fuego, tierra, agua, aire y éter). Para representar al Fuego podemos colocar una vela; para representar a la Tierra podemos colocar Cristales (como amatista, turmalina, cuarzos) o una Planta; para representar al Agua podemos poner un cuenco y llenarlo con dicho elemento o algún Aromatizador Ambiental; para representar al Aire colocaremos sahumerios, hierbas o palo santo; y el Éter es el espacio en sí mismo.

Las velas iluminan tu alma

4 . Además puedes colocar fotos, estampitas, frases positivas, rosarios, estatuillas, ¡o cualquier objeto que te genere felicidad! 

Ahora ya tienes tu altar, sólo resta que disfrutes de unos minutos de silencio al día contemplándolo, meditando, agradeciendo y pidiendo asistencia ante alguna situación que este necesitando mejorar. ¡Que se llene tu hogar de nueva y elevada vibración!


0 Comments

Agregar un comentario